Conoce All the Crooked Saints, la nueva novela de Maggie Stiefvater

Maggie Stiefvater es una de esas autoras que siempre buscan la manera de sorprendernos y presentarnos diferentes tipos de personajes y temáticas, y no nos ha fallado con su nuevo proyecto en camino. Trayendo magia desde Colorado en los 60’s, les presentamos su próximo libro, All the Crooked Saints.

All the Crooked Saints nos lleva hasta Bicho Raro en Colorado en 1960, donde veremos la vida de tres miembros de la familia Soria, con cada uno buscando su propio milagro. Comenzamos con Beatriz, quien al parecer carece de sentimientos pero desea estudiar su mente; Daniel, el “Santo” de Bicho Raro, alguien que hace milagros para todos los demás excepto para él mismo; y Joaquín (conocido como Diablo Diablo), que trabaja en una estación de radio pirata por las noches.

Y para darle lo mágico al asunto como suele ser con Stiefvater, hay una explicación para el diseño de la portada de su libro: “Hay búhos en este libro porque los búhos son criaturas muy científicas a las que se les atribuyen muchas supersticiones mágicas. Hay rosas en el libro porque las rosas son una flor muy mágica que toman un montón de ciencia para entenderlas verdaderamente. Pon eso junto y bueno, como dicen los niños, es eso. Eso es el libro.”

La autora tuvo oportunidad de conversar con EW, en una entrevista en la que entraron en más detalles sobre qué consiste la novela, sus personajes y próximas ideas por trabajar por su parte.


Entertainment Weekly: ¡Milagros! ¡Milagros!

Maggie Stiefvater: ¡Milagros! Este libro está lleno de ellos. Fui enseñada por monjas la primera docena de años de mi vida, y fui criada con un panteón particular de santos: santos decapitados que cargaban su propia cabeza a través de las calles de ciudades, santos que exorcizaban demonios en el fondo de las cubetas de leche, santos que volaban inesperadamente.

La familia Soria son también santos, y el milagro que ellos logran para los peregrinos en Bicho Raro es tan extraño como suelen ser los milagros: Pueden hacer que la oscuridad interna sea visible. Una vez que los peregrinos pueden ver su propia oscuridad interna cara a cara, es su decisión el realizar otro milagro en sí mismos: desterrar esa oscuridad de una buena vez por todas. Puede ser un asunto difícil el desaparecer tus demonios internos, una vez que sepas cuáles son, pero los Soria tienen prohibido ayudar con esta parte. A todos les han dicho que si un Soria interfiere con el segundo milagro, eso traerá toda su propia oscuridad, y la oscuridad de un santo, así como dice la historia, es la cosa más potente y peligrosa que hay.

Los tres primos en esta historia tienen todos su relación con la familia de los milagros: Daniel, el actual Santo de Bicho Raro, quiere ayudar a los peregrinos a superar su propia oscuridad a través de santidad y la empatía. Beatriz por otro lado, preferiría que los Soria tomaran los milagros desde un lugar más lógico y científico. Y Joaquín es el menos interesado en milagros y el más interesado en presentar rock and roll desde su estación de radio pirata en la parte trasera de cajuela de su camioneta en mal estado.

¿Cómo se te ocurrió el nombre de “Bicho Raro”?

Justo había terminado de escribir el último y más pesado libro de The Raven Cycle, y pensé que sería bueno cambiar las cosas un poco y encontrar algo divertido y ¿puedo decirlo? ¿Que “se sienta bien?” ¿Suena como algo de una novela de Stiefvater para ti?

Así que traté de jugar tanto como pude con mi idioma. Pensé que si mis palabras eran traviesas, mis lectores también. “Bicho raro” es una forma de llamar cariñosamente a gente extraña, como “pájaro extraño” o “pato raro”. Es menos sobre la familia Soria pero más sobre la variedad de peregrinos que van hacia Bicho Raro.

¿Qué inspiró la ambientación de la novela?

Hace tres años, convencí a Scholastic que en vez de volar hacia todos los eventos de mi tour para Sinner, el libro acompañante de la trilogía Shiver, que si podía viajar en mi Camaro de 1973 hasta ellos. Siete mil millas, costa a costa, sólo una chica estadounidense en un auto poderoso, viendo la panza de nuestro gran país mientras presentaba una novela sobre hombres lobo cansados. Nada podía ir mal.

Spoiler: Todo fue mal. Pasé mi tiempo dividido de forma equitativa conociendo a mis lectores y reparando mi Camaro a un lado del camino.

En ese punto, cuando los frenos murieron (por segunda vez), y buscaba un taller de reparaciones en Del Norte, Colorado. El sol era blanco, el aire era tierra, y las montañas eran filosas como nada por todos lados. Mientras esperaba a que el mecánico le diera un vistazo a mis frenos, la recepcionista me contó cuentos e historias de fantasmas sobre los caminos del desierto y demonios bailando en la tierra y extraños apareciendo en la noche.

Pensé para mí misma: Aquí es donde toma lugar mi siguiente novela.

¿Qué te hizo decidir el poner All the Crooked Saints en los 60’s? ¿Hay algo en la historia de Colorado en ese tiempo que te llame la atención?

¡Música! ¡Música! ¡Música! Cuando crecí en los 80’s, mi papá siempre tenía la radio puesta en los Golden Oldies, y no me di cuenta, de hecho, que esa no era música contemporánea. Pensé que Del Shannon y Patsy Cline y los Byrds eran la onda de todos en la actualidad. Incluso después cuando descubrí algo muy diferente, no importaba; esa se había convertido en la música de mi niñez. Hay en algo en la música de los 60's y los 60’s en general que me hace pensar que queda perfectamente con una novela sobre experiencia adolescente en muchas maneras, y era un tiempo de alegría mística, inocencia perdida y un incremento de autoconsciencia incómoda de las limitaciones de las tradiciones, y la colorida agitación por el cambio, todo eso emocional y urgente. Si no es la descripción de ser un adolescente, entonces no sé qué lo es.

He estado muriendo por escribir una novela empapada con la música de esos tiempos por ya cinco años, y en este, tiene sentido. Tuve un increíble y maravilloso tiempo autocomplaciente escuchando girar la música de Joaquín y Beatriz en su radio encubierta.

Tu trabajo ha estado lleno de aspectos de realismo mágico. ¿Cuáles dirías que son algunas de tus influencias?

¡Magia! ¡Magia! ¡Magia! Para este libro en particular, Isabel Allende, Gabriel García Márquez, Erick Setiawan, Ali Shaw, y tal vez incluso John Irving -he leído un montón de realismo mágico maravilloso e historias íntimas e irónicas de mi familia en la última década, y Saints es un guiño cariñoso hacia ellos. También fui informada por películas, aunque siempre quise capturar el humor de películas como Big Fish, Chocolat y Amélie. Esa rareza y magia y nostalgia. Estos son tiempos difíciles y extraños en los que hemos estado viviendo, y quería escribir sobre magia, siempre lo hago, pero que también dejara a los lectores con algo que los hiciera felices, esperanzados y emocionados sobre milagros raros que existen en el mundo y en ellos mismos.

Claro, también tengo una pregunta sobre la nueva trilogía de Ronan. ¿Hay algo que quieras adelantarnos?

Inserta, dijo Stiefvater, una enigmática sonrisa aquí.


All the Crooked Saints espera su lanzamiento para el 10 de octubre, marcándose como una más entre los tantos de los valiosos trabajos que ha tenido desde 2008 la autora.

Conocida a nivel mundial por su trilogía Shiver, y por su más reciente tetralogía The Raven Cycle, Maggie Stiefvater se coloca como una de las autoras con más presencia en el género de Adulto Joven, y siempre intentando traer al diferente y misterioso para sus lectores.

¿Preparados para esta nueva aventura con los santos de Bicho Raro?

Fuente: EW

Leave a reply