Desde el ascenso de Tatsumi Kimishima a la presidencia de Nintendo, ha sido bastante clara la tendencia que el empresario ha querido establecer para la compañía nipona, y es precisamente el enfoque en las tecnologías móviles. En una conversación con el equipo de Time, Kimishima habló sobre las 3 metas que tiene Nintendo y sus estrategias tanto en el ámbito móvil, como con su nueva cónsola, la Nintendo Switch.

Una de las cosas que se plantearon durante todo el 2016 fue el establecimiento de una plataforma para las propiedades intelectuales de Nintendo en iOS/Android, pues de acuerdo con Kimishima, las plataformas móviles son una gran herramienta para introducir las franquicias de Nintendo a una gran cantidad de personas y así poder llevarlas al hardware dedicado que la empresa sigue fabricando. Por supuesto, la otra idea de Kimishima es que esto se convierta en un pilar para el negocio que de hecho produzca ganancias.

Por el momento, la compañía está buscando nuevos modelos de monetización y probando el mercado móvil con tres experimentos hasta ahora: Miitomo, Fire Emblem Heroes y Super Mario Run, juego en el que ha sido más evidente esta experimentación con su esquema de pago completo para obtener el título, en lugar de otros esquemas de pago móviles más conocidos.

“Pienso que podríamos ver esto como una forma viable de hacer negocios. También podría agregar que esta es una nueva forma de monetización, no muy popular. Como resultado de estos experimientos con estilos de monetización, estamos ganando lo que podrías llamar confianza en nuestros esfuerzos de negocios móviles” Acota Kimishima.

Más del futuro de la Nintendo Switch

Kimishima también confirmó en esta entrevista que Switch no soportará juegos diseñados para otras cónsolas, derrumbando algunas esperanzas de los seguidores de Nintendo sobre la ya conocida retrocompatibilidad que muchos desean de las cónsolas de nueva generación, tanto en juegos como en controles. Sin embargo, en este último punto, el presidente de Nintendo deja entrever una pequeña esperanza, considerando soporte a ciertos controles para una actualización futura. De igual forma, para no dejar por fuera los juegos, es posible que tengamos algunos relanzamientos de juegos de sistemas anteriores que pongan en buen uso este soporte a controles.

Nintendo también tiene en mente un sistema de suscripción online, que estará disponible por un rango de 18 a 27 dólares por año, y que luce como una propuesta agradablemente interesante para los usuarios: “Creo que si miras a algunos de nuestros competidores, pensarías que cuando digo 2000 a 3000 yen [18 a 27 dólares] por año, es un precio un poco bajo o barato. Pero estamos realmente dedicados a llevar nuestro negocio en línea al consumidor a esa línea de precios. Sentimos que es un asunto de darle nuestro contenido al consumidor a un precio que los haga felices, y entonces estamos dispuestos a ver qué más podemos hacer para ir adelante. Esto es solo el punto de inicio para nosotros, así que, de nuevo, es una batalla de contenido. Pensamos que tenemos lo que se necesita para ganar la batalla en ese frente, y esperamos llevar más detalles acerca del servicio más adelante.”

Sabemos que aún faltan muchos detalles sobre la Nintendo Switch, pero de lo que sí estamos seguros es que puede convertirse en un punto fundamental para este nuevo giro que la compañía plantea, y que además se perfila como un elemento muy favorecedor. ¿Tienen alguna idea o teoría respecto a la Nintendo Switch o el futuro de los videojuegos móviles de Nintendo? ¡Déjenla entonces en nuestra caja de comentarios!

Fuente: Gamespot